Caminos Literarios: Mitología Griega I

El panteón griego es, sin duda, uno de los más antiguos de la historia de la fe humana. A lo largo de la Edad Antigua del mundo, los griegos fueron los que mejor definieron su mitología, dotándola de rasgos que no encontramos en otras religiones.

En primer lugar, hay que destacar la división del mundo que la mitología griega establece. En primer lugar, encontramos el Olimpo, la morada de los dioses, lugar al que ningún ser humano debería intentar acercarse jamás. En el Monte Olimpo los dioses moran y vigilan a los seres humanos desde las alturas mientras celebran fiestas y disfrutan del ocio de saberse inmortales. A continuación, encontramos el mundo mortal, el mundo donde los humanos y las criaturas fantásticas habitan, ajenos a los asuntos de los dioses (al menos en teoría). Por último, el Inframundo o Averno, hogar de los muertos. Las almas de todos los seres mortales bajan hasta él tras el último suspiro, siendo allí juzgados para saber si pasarán toda la eternidad en el Tártaro (la parte más profunda y cruel del Averno, similar al Infierno de la religión cristiana) o en los Campos Elíseos (similar al Paraíso de la religión cristiana).

zeus

Dentro del panteón griego encontramos más de una decena de dioses conformándolo, siendo los más conocidos e importantes los hermanos Zeus, Poseidón y Hades. Estos tres hermanos se aliaron para terminar con la vida de su cruel padre, Cronos, puesto que estaba devorando a todos sus hermanos por temor a que uno de sus hijos lo destronase. Después de la muerte de Cronos a manos de Zeus, a éste le fue otorgado el dominio absoluto del cielo, a Poseidón le fue otorgado el control de los mares y Hades recibió el mundo de los muertos. La rivalidad entre los hermanos siempre fue notoria y así se refleja en muchas de las leyendas de la mitología griega.

atenea

Con respecto a las deidades femeninas, hemos de destacar a Hera, Deméter, Afrodita, Artemisa y Atenea. Hera es la diosa de la familia y del hogar, protectora de las buenas esposas. Deméter, la diosa de la agricultura, se encargaba de controlar los campos de cultivo y las estaciones del año (provocadas tras el rapto de Perséfone, su hija, a manos de Hades). Afrodita, diosa del amor, nació de la espuma surgida después de que Zeus arrojara los testículos de su padre al mar. Artemisa, diosa de la caza, era una diosa reservada y, a veces, algo violenta, que protegía su virginidad por encima de cualquier otra cosa, así como a los animales del bosque. Por último, Atenea es una de las diosas más importantes del panteón, la diosa a la cual dedicó culto la capital de Grecia, Atenas. Es la diosa de la guerra táctica, hermana de Ares (dios de la guerra en el sentido estricto de la palabra, de la guerra más práctica), y, según muchos, la diosa más sabia de todo el panteón.

Aún hay muchos más dioses dentro de este panteón, como Apolo o Hermes. El panteón griego es tan rico y variado como su cultura. Abarcarlo todo en una sola entrada sería una tarea titánica, prácticamente imposible. Sin embargo, lo descubriremos en las siguientes entradas. Esto ha sido una visión muy general de los dioses más importantes de la mitología griega, que será ampliada a lo largo de las siguientes semanas con descripciones detalladas de cada dios, así como diferentes leyendas y mitos relacionados con la mitología griega.

Por lo tanto, permaneced atentos al blog para descubrir cada semana un poquito más acerca de la mitología griega en nuestros Caminos Literarios.

Un saludo desde dentro de mis estanterías,

   May López

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s